Tienes que verlo

Los imprescindibles de Letur

Un poco de historia

Los territorios que hoy día forman el municipio dependieron de diversos señoríos musulmanes, desde la Cora de Todmir hasta el reino de Taifas de Murcia. Hacia 1240 Letur pasa a pertenecer a la Orden de Santiago. Más tarde, los territorios que pertenecían a Segura de la Sierra se dividen en “encomiendas” y Letur dependerá de Socovos, dentro de la Orden de Santiago.

Turismo natural

Destacamos un recorrido por un camino de piedra que rodea el peñón donde se enclava la villa. Podemos recrearnos la vista en su maravillosa huerta. En este recorrido hemos de parar en tres puntos: los Cantalares, zona de recreo acondicionada, en el Charco Pataco, formado al paso del arroyo Letur y en el Mirador de “Llanico Perales”.

Si hablamos de la flora de la zona, hemos de citar dos árboles en particular: el pino resinero más grande de la provincia de Albacete, ubicado en una ladera donde también encontraremos encinas y matorral arbustivo. Se encuentra en la Umbría del Nevazo, a 6 Km. de la aldea Fuente de la Sabina. Muy cerca de este pino está la Sabina Albar, además de pequeñas encinas, pinos negrales y vegetación mediterránea. En la sierra de Letur podemos encontrar espartizales y pastos, además de arbustos aromáticos (romero, tomillo, lentisco…).

Erminta de la Concepción

Perteneciente al siglo XVI, la encontramos en la calle del Alto y tiene portada renacentista. Tiene forma rectangular, posee artesonado mudéjar.

Ayuntamiento

Al igual que la iglesia de Santa María, el Ayuntamiento también lo encontramos en la Plaza Mayor. Es un edificio del siglo XVI, de doble cuerpo: el superior con balcón corrido, y el inferior es de piedra, con dos arcos de medio punto sobre columnas toscanas que forman una lonja.

Trazado mudéjar

En el casco antiguo de Letur, villa declarada como Conjunto Histórico-Artístico, es un entramado de calles estrechas que desembocan en la Plaza Mayor. Destacan también en la arquitectura de Letur las fachadas con arcos de piedra que, como antesala a un pequeño patio, son los “portalicos”.

Gastronomía

Además de los platos típicos de la Sierra del Segura como las migas, potajes, etc, aprovechando los productos que nos da la tierra, hay que hacer mención especial a platos como el caldo verde (con habichuelas blancas) y la olla con morcilla.

Como platos dulces destacamos los buñuelos, las fritillas, suspiros, etc. Por supuesto, no podemos olvidar las toñas letureñas, tortitas con nuez y almendra picada cubiertas de miel y cocidas al horno.

Castillo de Letur
Hoy día prácticamente ha desaparecido. Fue construido en el siglo XII con fines militares y se encontraba en el interior de la villa, que estuvo amurallada.
Iglesia Parroquial

La visitaremos en la Plaza Mayor. Es del siglo XVI, de estilo gótico y portada renacentista. El templo sólo tiene una nave dividida en tres tramos con cuatro capillas laterales. Las bóvedas de crucería de su interior se apoyan en columnas con capiteles adornados con bolas. La luz entra por cuatro ventanas, dos sobre el altar mayor, otra en el coro y la cuarta en el baptisterio, donde encontraremos una pila bautismal del siglo XVI. Debajo de la ventana de la cabecera se pueden admirar cuatro tablas pictóricas que proceden de un retablo del Maestro de Albacete y datan del siglo XVI. La torre de la iglesia, de planta cuadrada, con cuatro cuerpos, se encuentra situada en el ángulo derecho de la entrada. En el tercer cuerpo está el campanario y en el cuarto, el reloj de la villa.

Arcos históricos

Arco de la Puerta del Sol

También pertenece al siglo XII. Es un arco de medio punto, construido en piedra, como prolongación de una torre vigía de la muralla de la villa.

Arco de las Moreras

Este monumento de piedra natural, es entrada principal a la Plaza Mayor de Letur.

Fechas de interés

San Antón

17 de Enero

Virgen del Carmen

16 de Julio

Luminarias

Luminarias de San Juan 24 de Junio

Fiestas patronales

En honor a la Virgen de la Asunción, con sus tradicionales encierros: del 14 al 20 de Agosto.



Pin It on Pinterest

Comparte